viernes, 15 de noviembre de 2019

Noticias

Buscar

Restaurar

14 de abril de 2009

El País

La licitación de obra pública del Estado cae a la mitad este año

El fondo para los ayuntamientos salva la inversión de las Administraciones

Dos primeros meses con malos datos que sólo salva la fuerte inyección de dinero para obras en los municipios. La licitación de obra pública por parte de la Administración del Estado en enero y febrero refleja una caída del 57,8%, sobre todo por el parón en el Ministerio de Fomento frente al mismo periodo del pasado año, según las cifras de la patronal de las grandes constructoras Seopan.

Dos primeros meses con malos datos que sólo salva la fuerte inyección de dinero para obras en los municipios. La licitación de obra pública por parte de la Administración del Estado en enero y febrero refleja una caída del 57,8%, sobre todo por el parón en el Ministerio de Fomento frente al mismo periodo del pasado año, según las cifras de la patronal de las grandes constructoras Seopan.

La cifra total de las convocatorias de contratos del conjunto de las Administraciones públicas se salva en cambio con un aumento del 26,4%, gracias al tirón de la inversión de los ayuntamientos gracias al fondo estatal de inversión local, según los datos que Seopan recaba de los anuncios en boletines oficiales y de los propios agentes contratantes. Las últimas cifras oficiales del ministerio que ya dirige José Blanco, referidas a enero, también reflejan una caída del 77% en la licitación del Grupo Fomento (incluye las empresas AENA, Seitt y Adif).

En Seopan explican que las cifras mensuales de licitación no son demasiado significativas ya que pueden variar mucho circunstancialmente. "Lo más importante es la cadencia; las tramitaciones son complejas y sucede que hay meses muy fuertes porque hay suficientes proyectos maduros", explica el responsable del área económica de Seopan, José María Duelo.

Por ejemplo, los primeros meses de 2008 fueron excepcionales, con un aumento de la licitación de Fomento del 58% frente al mismo periodo del año anterior. El incremento en el conjunto del año fue del 20%, siempre según los datos de Seopan. El presidente José Luis Rodríguez Zapatero ordenó a la entonces ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, acelerar la licitación todo lo posible. Lo mismo que ahora ha hecho con su sucesor, José Blanco. Duelo considera que es "posible" que se agilice la tramitación de la obra pública, pero con la colaboración público-privada.

Frente al parón en la licitación del Estado, los ayuntamientos (también se incluyen cabildos y diputaciones) han pasado de licitar 1.400 millones a 5.246 en enero y febrero con el fondo de inversión local, para obras de hasta cinco millones, dotado con 8.000 millones de euros y al que se han acogido casi todos los ayuntamientos. Si lo habitual es que las entidades locales constituyan una cuarta parte de la inversión pública total, en esos dos meses supusieron el 64,3%.

La agilidad en la gestión de ese fondo, aprobado a final de noviembre, por parte de Elena Salgado como ministra de Administraciones Públicas ha sido una de las razones principales que han convencido a Zapatero de encargarle la vicepresidencia económica. La rapidez era fundamental en una medida de urgencia para frenar la sangría de empleos en el sector de la construcción.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad