miércoles, 14 de abril de 2021

Noticias

Buscar

Restaurar

06 de septiembre de 2006

Expansión

El FMI anticipa un dilema para la Reserva Federal

Los bancos centrales de todo el mundo se enfrentan a un dilema –luchar contra la inflación o apuntalar el crecimiento económico– si los temores del Fondo Monetario Internacional (FMI) se materializan.

El FMI prevé que la economía mundial crezca este año un 5,1% y un 4,9% el que viene, pero alerta que los riesgos para 2007 han aumentado significativamente, según un informe del organismo al que ha tenido acceso EXPANSIÓN. A la vez, la inflación está creciendo con más fuerza de lo previsto.

El informe está dirigido a los ministros de Finanzas del G-7, que se reunirán la semana que viene en Singapur, y se basa en el informe ‘Perspectivas Económicas Mundiales’, del propio FMI.


Tras cuatro años de fuerte crecimiento económico, el FMI advierte que “la capacidad excedentaria de producción se está reduciendo”.

“Mientras la inflación se ha situado por encima del nivel de confort de muchos bancos centrales durante algún tiempo, debido, en parte, al encarecimiento de la energía, la inflación subyacente y las expectativas de inflación también han repuntado recientemente”.


Ante una posible brusca desaceleración económica y una inflación al alza, los bancos centrales se encontrarán en un terreno desconocido desde la estanflación de los años setenta.


El FMI advierte que “en esas circunstancias, los bancos centrales no sólo tendrían que juzgar la cuantía de la desaceleración económica como resultado de la caída de la demanda así como del impacto de las subidas de tipos anteriores, sino también cuán cerca se encuentra el crecimiento económico de su potencial, justo cuando ese nivel potencial también está cayendo”.


“Para la Reserva Federal”, dice el FMI, “tan importante será juzgar el nivel potencial de crecimiento de la economía, a la vista de las recientes revisiones a la baja [de ese indicador], como juzgar el ritmo al que la economía se está frenando”.


El organismo añade: “La reciente pausa en el incremento de los tipos de interés es una respuesta apropiada y proporciona a la Fed más tiempo para juzgar el balance de riesgos y el impacto de subidas de tipos pasadas, pero no se puede descartar nuevos endurecimientos” de la política monetaria.


La Reserva Federal interrumpió en agosto el ciclo de subidas de tipos de interés, que han llevado el precio del dinero desde el 1% al 5,25%, pero el mercado no descarta más incrementos.


“En Estados Unidos, una desaceleración en el crecimiento de la productividad y crecientes incrementos en los salarios ha puesto presión en los costes laborales unitarios”, dice el informe.


El FMI pide subidas de tipos también la zona del euro y China, pero sólo aumentos “graduales” en Japón.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad