martes, 17 de septiembre de 2019

Noticias

Buscar

Restaurar

27 de julio de 2006

Expansión.com

El Gobierno podría incrementar su previsión de crecimiento para este año

Todo apunta a que el Gobierno español incrementará esta semana en una o dos décima sus previsión de crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) para 2006 y 2007.

Los economistas señalan que el escenario económico se define por la firmeza de la demanda nacional y una progresiva mejora del sector exterior.


El Ejecutivo presidido por José Luis Rodríguez Zapatero mantiene su prevsión actual en un crecimiento económico del 3,3% para este año y del 3,2% para 2007. Sin embargo, la vigorosa evolución del PIB en el primer trimestre -cuando mantuvo un crecimiento interanual del 3,5%- y, probablemente, también en el segundo, mejoraría el balance final de 2006.

Situación
Distintos miembros del Gobierno han vaticinado que en el segundo trimestre del año se mantendrá una tasa de crecimiento similar a la del primero. El ministro de economía y hacienda, Pedro Solbes, indicó recientemente que había más posibilidades de que el PIB superase el pronóstico inicial de que fuera inferior al mismo.

"Con los datos del primer trimestre y con lo que parece que va a ser el segundo, sí puede haber una evolución que apunte a una mejora en una o dos décimas frente a las previsiones iniciales", ha declarado a Reuters con relación al PIB de este año, Antonio Zamora, economista de Banco Urquijo

El Banco de España, que en las próximas semanas divulgará sus estimaciones para el PIB del segundo trimestre, ha anticipado ya que el gasto en consumo apuntaba a una suave desaceleración, pero que los indicadores de inversión mostraban un mayor sostenimiento.

Riesgos
Sin embargo, la economía española no está exenta de riesgos. Los más cercanos son las subidas de tipos de interés del Banco Central Europeo (BCE) y el encarecimiento del petróleo con su consecuente incremento de la inflación.

El tipo de interés de la zona del euro está ahora en el 2,75% y algunos economistas no lo ven más allá del 3,25% al término del ciclo alcista que el BCE iniciara en diciembre pasado. Los expertos creen que para que el precio del dinero tuviesen una incidencia negativa sobre la economía española tendrían que pasar su nivel neutral que estaría en torno al tres y medio por ciento.

Respecto al crudo, los economistas sitúan claramente por encima de los 80 dólares por barril el precio que podría comenzar a afectar al crecimiento. El Brent y el West Texas cotizan hoy en niveles de 74 dólares después de alcanzar máximos por encima de los 78 dólares la semana pasada.

IPC
Pero todas las voces señalan a la inflación española, que en estos momentos es la más alta de la zona del euro, como el verdadero peligro para la economía ya que erosiona su competitividad.

El Índice de Precios de Consumo (IPC) español subió en junio un 0,2% respecto al mes anterior, lo que permitió que la tasa interanual descienda una décima hasta el 3,9%. La inflación alcanzó en enero su máximo, cuando llegó a niveles de 4,2 %, frente al 3,7 % de diciembre.

El Gobierno divulgará el viernes las grandes cifras macroeconómicas de 2007, pero los economistas opinan que será cauto al revisar al alza sus estimaciones de crecimiento ya que querría evitar el coste político que supondría su eventual incumplimiento en un contexto de incertidumbres.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad