lunes, 08 de marzo de 2021

Noticias

Buscar

Restaurar

22 de junio de 2005

Cinco Días

CEOE rechaza endurecer la contratación temporal

La CEOE tiene claro que la futura reforma laboral debe flexibilizar el mercado de trabajo. Por ello, los empresarios rechazarán cualquier acuerdo que imponga más rigideces a la contratación.

Hacía tiempo que el presidente de la patronal CEOE, José María Cuevas, no hablaba sobre la reforma laboral que se está negociando. Ayer habló para sentar firmemente la postura de los empresarios: 'la CEOE no va aceptar en ningún momento que, para llegar a un acuerdo, haya más rigideces en las relaciones laborales, aunque nos ofrezcan reducciones significativas o no tan significativas en las cuotas sociales. Que les quede claro al Gobierno y los sindicatos', dijo Cuevas.

Con estas palabras pronunciadas tras su intervención en Foro por la Competitividad de Madrid, organizado por la patronal madrileña CEIM, el líder patronal rechazó nítidamente la última propuesta que le hizo el Gobierno en la tarde del lunes.

La postura CEOE puede parecer contradictoria, si se tiene en cuenta que uno de los objetivos de la reforma es atajar el abuso de la temporalidad. Sin embargo la contradicción no es tal, ya que los empresarios defienden que haciendo un mercado laboral más flexible (en lugar de más rígido), las empresas recurrirán en menor medida a los contratos temporales como instrumento de flexibilidad.

Según fuentes patronales, los empresarios no pueden aceptar todas las limitaciones a la contratación temporal que se les proponen (limitación por ley del encadenamiento de contratos temporales, encarecimiento de las cotizaciones de estos contratos o regulación de las subcontratas), a cambio de una promesa de recortar las cotizaciones sociales medio punto.

Para Cuevas, la rebaja de las cotizaciones es tan necesaria que 'requiere un tratamiento especial', pero no puede utilizarse como moneda de cambio en un acuerdo, para hacer más rígido el mercado laboral. 'No podemos aceptar que se confundan ambas cosas', añadió el líder patronal.

A pesar de que esta reacción de Cuevas está provocada por la última propuesta del Ministerio de Trabajo, el presidente de CEOE también dejó claro que el que haya o no acuerdo finalmente, dependerá más de los sindicatos que del Gobierno. En su opinión, mientras CEOE pone el acento en el equilibrio entre seguridad y flexibilidad, los sindicatos priorizan la 'rigidez'.

Acuerdo de mínimos

A la evidente distancia entre las posturas patronales y sindicales se suma, según Cuevas, la indeterminación del Ejecutivo que 'no valora suficientemente la intensidad del acuerdo, es decir, si debe ser un acuerdo amplio, exigente e importante, o si se conforma con un acuerdo de mínimos. Es una de las dudas que deben despejarse', indicó.

Llegados a este punto, en el Ministerio de Trabajo advierten que 'si cada parte se mantiene en sus trece no habrá acuerdo'. Y fuentes de éste departamento insistieron ayer en que 'si no hay acuerdo no habrá reforma'. Es más, si esto ocurriera, 'nos criticarán y tendremos que asumir las críticas', añadieron estas mismas fuentes.

Menos palabras y más medidas


El presidente de CEOE, José María Cuevas, advirtió ayer de que los empresarios 'no van a bajar la guardia' en la necesaria mejora de la competitividad y de la productividad de la economía española, y pidió al Gobierno menos palabras y más medidas de impulso a las mismas, informa EP. 'Antes, cada vez que los responsables del Gobierno nos escuchaban hablar sobre la competitividad, se rasgaban las vestiduras, decían que si estábamos locos. En la legislatura actual, las autoridades hablan de productividad y competitividad constantemente. No se les caen estas dos palabras de la boca. Esperamos en una tercera fase que alguien ponga en marcha medidas que las impulsen', subrayó.

Cuevas alertó de que sin competitividad no podrá mejorarse la calidad de vida y el bienestar de la sociedad. En este sentido, señaló que la competitividad exterior es la 'clave' para seguir generando rentas, pero, además de ser competitivos en los mercados mundiales, indicó que España necesita esforzarse para recuperar las cuotas interiores de producción que actualmente son absorbidas por las importaciones.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad