miércoles, 18 de septiembre de 2019

Noticias

Buscar

Restaurar

07 de febrero de 2005

Invertia.com

Almunia confía en que la zona euro crezca al menos el 2% en 2005

El comisario de Asuntos Económicos y Monetarios de la UE, Joaquín Almunia, confió hoy en que la zona euro crezca este año al menos el 2%, después de que el último trimestre del 2004 fuese "algo peor de lo que nos hubiese gustado".

Almunia, quien pronunció una conferencia en un acto organizado por el ICO y Cinco Días, recordó que los últimos cálculos de la Comisión Europea, de octubre del 2004, preveían un avance del PIB para los países del euro del 2% y los próximos no se harán públicos hasta el 21 de marzo.

Todavía falta por conocer, explicó, la cifra de crecimiento del último trimestre del año pasado, "que no parece que vaya a ser muy brillante", pero también se pueden ir confirmando algunos indicios positivos de los primeros indicadores de actividad, que parecen "algo más optimistas" de lo que se podía imaginar hace poco tiempo. Por todo ello, Almunia dijo que "ojalá" en las previsiones de marzo la Comisión pueda "no sólo mantener la tasa del 2%, sino lanzar alguna señal de más optimismo".

En relación con la cotización del euro respecto al dólar, el comisario insistió en que lo importante es que la evolución de la divisa sea "suave y ajustada a la racionalidad económica" y que no haya movimientos bruscos y desordenados, que no sólo crean incertidumbre, sino que perjudican a los flujos comerciales. Subrayó, además, que el actual tipo de cambio, una vez deflactado, no se aleja de la tendencia mantenida por las monedas europeas y estadounidense los últimos veinticinco años.

Sobre las declaraciones del presidente de la Reserva Federal, Alan Greenspan, quien la semana pasada vinculó la debilidad del dólar a un próximo recorte del déficit comercial de EE UU, Almunia confió en que la Administración estadounidense actúe en esa dirección, asumiendo sus responsabilidades para reducir los desequilibrios de su economía.

El comisario destacó en su conferencia los retos a los que se enfrenta la economía europea, que se centran en la revisión del Pacto de Estabilidad y Crecimiento y la nueva definición de la "estrategia de Lisboa", pero sin poner en cuestión sus principios y objetivos fundamentales.

Respecto al Pacto, señaló que la clave está en conseguir instrumentos e incentivos efectivos para que los países apliquen en los momentos altos del ciclo una política fiscal anticíclica que les dé margen de maniobra para no superar los límites de déficit y deuda en los momentos bajos.

Además, es necesario "que la vigilancia no sea ciega", afirmó, de modo que se tenga en cuenta que los países deben acometer reformas estructurales aunque en un primer momento el impacto sobre sus finanzas públicas sea negativo.

Por último, consideró fundamental introducir elementos de flexibilidad en la aplicación de las reglas, especialmente para aquellos países que ya han superado los límites. Almunia vaticinó que habrá acuerdo sobre este asunto en el próximo Consejo Europeo de marzo, aunque admitió que no resultará totalmente satisfactorio para todos los países.

Preguntado por la situación del procedimiento de déficit excesivo contra Grecia, recordó que la Comisión hará sus recomendaciones el próximo miércoles y valoró la disposición del Gobierno griego, "que parece dispuesto a hacer el esfuerzo que se le va a pedir".

En cuanto a la "estrategia de Lisboa", el comisario abogó por definir mejor las prioridades y los objetivos y apostó, en concreto, por reducir el exceso de legislación, impulsar la I+D+i y mejorar el funcionamiento del mercado de trabajo. Esta discusión causará más problemas que la del Pacto de Estabilidad, dijo Almunia, quien pidió a los países que se comprometan con las reformas.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad