jueves, 25 de febrero de 2021

Noticias

Buscar

Restaurar

05 de febrero de 2020

Expansion.com

España, la gran economía europea donde más aumentará el fracaso empresarial en 2020

La quiebra de empresas españolas aumentará un 4% este año, respecto a 2019, convirtiendo al país en la gran economía europea donde más aumenta el fracaso empresarial, según prevé la compañía francesa de riesgo país Coface, que advierte que "la inestabilidad política prolongada perjudicará de aquí en adelante a la confianza de consumidores y empresas".

Se avecinan nubarrones sobre el clima de negocios español. La economía española se convertirá en 2020 en una fosa para las empresas que luchan por sacar su negocio a flote, y la inestabilidad generada por el nuevo gobierno de coalición PSOE-Unidas Podemos jugará su peor baza, pesando sobre la confianza. El fracaso empresarial, medido como cifra de compañías que entran en quiebra, aumentará un 4% en 2020, mientras que en 2019 se encontraba en negativo, según el último Barómetro de riesgo país de la entidad francesa Coface, presentado esta mañana en París.

Los índices de fracaso empresarial que registrará España sólo estarán superados por Turquía, donde aumentarán un 5%, Sudáfrica (7%), Polonia (9%), Nueva Zelanda (11%) y Australia (14%). Esto deja a España como la gran economía europea con peores perspectivas para el éxito empresarial, frente a un incremento medio en la eurozona del 1% interanual.

Las causas pueden encontrarse en las principales debilidades del mercado español, que Coface localiza en "un paisaje político fragmentado y polarizado, y una unidad territorial amenazada por el movimiento independentista catalán", una "deuda privada y pública muy elevadas y una posición exterior muy negativa", la dualidad del mercado de trabajo y el paro estructural, la débil productividad de las empresas y su escaso tamaño.

La mayoría de estas debilidades, sin embargo, llevan tiempo sobrevolando el horizonte económico y empresarial, y su efecto fue limitado en 2019, cuando el fracaso empresarial cerró en negativo. La novedad se encontraría en una inestabilidad política que no se ha disipado pese a contar con un nuevo gobierno, y que "pesará de aquí en adelante sobre la confianza de consumidores y de empresas".

Después de años de parón reformista y de cuatro elecciones durante los últimos cuatro años, no parece que España haya resuelto los vaivenes políticos. Coface alerta de que "la supervivencia del gobierno de coalición está de todo menos garantizado, y no es imposible que haya nuevas elecciones". Como causas, señala la "dependencia de ERC, que buscará concesiones importantes en la cuestión catalana", en vísperas de adopción de un presupuesto que condiciona la legislatura.

Además, algunas de las medidas planteadas por el nuevo gobierno, como la derogación de la reforma laboral o un nuevo alza del salario mínimo, se erigen como la gran preocupación para muchas compañías, que se enfrentarán a mayor presión en un entorno de desaceleración económica. Coface, de hecho, sitúa la reformas laboral de 2012 como una de las fortalezas del mercado español.

La entidad considera que el frenazo de la demanda interna a mediados de 2019 indica que "el impulso de la subida del salario mínimo de 2018 se ha agotado", y que, descontado el efecto positivo, la confianza se verá afectada negativamente este año. Ya a finales de 2019, tanto la confianza del consumidor como de empresas tocaron un suelo que no alcanzaba desde 2013, cuando la economía española se encontraba en plena crisis, según datos del INE. En 2020, Coface prevé que, en paralelo al frenazo de la demanda, "la creación de empleo se ralentizará, dejando la tasa de paro entre un 13% y un 14%".

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad