domingo, 17 de noviembre de 2019

Noticias

Buscar

Restaurar

25 de octubre de 2019

Expansion.com

El frenazo económico de la eurozona se extiende al último trimestre de 2019

El estancamiento del crecimiento económico de la zona euro parece extenderse al arranque del cuarto trimestre, según la lectura preliminar del índice compuesto de gerentes de compras (PMI), que se ha situado en octubre en 50,2 puntos, frente a los 50,1 del mes anterior, lastrado por la recesión del sector manufacturero y el tibio crecimiento del sector servicios, según los datos publicados por IHS Markit.

En concreto, el índice de actividad del sector manufacturero se mantuvo en 45,7 puntos, por debajo del umbral de 50 enteros, que separa la recesión de la expansión, mientras que el PMI del sector servicios mejoró a 51,8 desde 51,6 puntos en septiembre.

"La economía de la zona euro dio comienzo al cuarto trimestre del año casi sumida en la paralización", señala Chris Williamson, economista jefe de IHS Markit, para quien el dato sugiere un aumento del PIB de poco menos que el 0,1%.

"La desaceleración del sector manufacturero sigue siendo la más implacable desde 2012 y continúa propagándose hacia el sector servicios, que en octubre registró el menor aumento de los nuevos pedidos de casi cinco años", añadió.

La escasez de nuevos pedidos hizo que las órdenes pendientes se redujeran por décima vez en los once últimos meses, sugiriendo un nuevo desarrollo de capacidad ociosa tanto en el sector servicios como en el sector manufacturero, lo que hundió las expectativas de actividad futura a mínimos desde mayo de 2013, alentando a las empresas a adoptar cada vez más precaución con respecto a la contratación.

En consecuencia, la creación de empleo cayó en octubre hasta mínimos desde diciembre de 2014, impulsada por la destrucción de empleo del sector manufacturero, la más intensa desde comienzos de 2013, mientras que el crecimiento del empleo en el sector servicios fue el más reducido desde enero pasado, y el segundo más débil desde 2016.

"Un nuevo deterioro de la creación de empleo aumenta el riesgo de que el debilitamiento provocado por el comercio se esté expandiendo más, hacia el mercado de la economía familiar, lo que podría frenar aún más el crecimiento a medida que avanzamos hacia el fin de año", advirtió Williamson.

En este sentido, el economista considera que la lectura del PMI indica que el mandato de Mario Draghi al timón del BCE llega a su fin con un PIB casi paralizado, un menor crecimiento del empleo, precios casi estancados y un creciente pesimismo en torno a las perspectivas futuras, "que aumentan las presiones sobre Christine Lagarde para quepromueva nuevas soluciones al renovado malestar económico de la zona euro."

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad