lunes, 15 de octubre de 2018

Noticias

Buscar

Restaurar

11 de mayo de 2018

Expansion.com

Cuánto puede escalar el precio del petróleo y qué impacto tendrá en la economía española

El precio del crudo se dispara y, más allá de mirar al bolsillo, surgen dudas sobre la recuperación española. ¿Estamos preparados para una época de energía más cara?

Dice el proverbio persa que "si te arrojas a un pozo, la providencia no está obligada a ir a buscarte". El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, no se ha lanzado a un pozo petrolífero, pero casi. Lo que ha hecho es tirar por tierra el acuerdo nuclear con Irán y anunciar sanciones. Y, con este anuncio, aparte de provocar un terremoto diplomático, se ha disparado en los últimos días el precio del crudo . El barril de Brent ha llegado a rozar los 78 dólares, lo que supone máximos desde 2014. La diferencia es que entonces el precio estaba en proceso de moderación y ahora sigue el camino inverso. La gasolina ya supera los 1,4 euros el litro.En los últimos años, los bajos precios del crudo han dado alas a la economía internacional y han favorecido la recuperación española. Ahora la incertidumbre puede atenuar la actividad de la zona euro y se multiplican las dudas. ¿Qué perspectivas hay sobre el precio del crudo? ¿Cómo afectará a la economía española, que tiene un gran dinamismo pero unas bases no muy sólidas y una enorme dependencia energética? Lo cierto es que algunos analistas ven bastante margen de subida de precios hasta que tenga un impacto especialmente fuerte en la economía mundial, aunque también alertan de señales preocupantes. ¿Tendencia persistente o puntual?Gonzalo Escribano, director del Programa de Energía del Real Instituto Elcano, explica que la ruptura del acuerdo de EEUU e Irán es un elemento más que está presionando la oferta de crudo junto a otros muchos, como las sanciones a Venezuela. Además, a esto se suma que la demanda está aumentando con el impulso de China. En este contexto, el resultado está claro, si no EEUU o Arabia Saudí no compensan la reducción de barriles (que puede ser entre 200.000 y un millón al día), los precios van a subir. Eso sí, Escribano asegura que "nadie tiene ni idea de dónde van a estar los precios del petróleo en seis meses". Eso sí, de momento, "los futuros del crudo se han disparado y, tanto por las presiones que hay por el lado de la oferta como de la demanda, así como por el riesgo geopolítico -que está en máximos-, lo que parece claro es que los precios van a estar por encima de las predicciones". Juan Ignacio Crespo, asesor del Fondo de Inversión Multiciclos Global Renta 4 y autor de varios libros sobre mercados financieros, señala que mientras que los conflictos de la década de los 80 y de los 90 tuvieron un impacto fuerte en el precio del crudo, que se tradujo en una crisis económica internacional, desde el inicio de siglo esta tónica ha cambiado. "Entre 1999 y 2008 el precio del petróleo ha pasado de 18 dólares a 147 dólares y la economía en ese periodo ni se despeinó", afirma. "Lo que provocó una crisis global fue la crisis financiera", apostilla.Pese a ello, Crespo plantea dos focos que generan incertidumbre. Por un lado, señala que se empiezan a detectar similitudes con la situación vivida a raíz de la Cumbre de las Azores de 2003, previa a la intervención en Irak. "Aunque el potencial militar que tiene Irán no es el mismo que entonces tenía Irak, que estaba muy debilitado después de la primera guerra del golfo", indica.Por otro lado, destaca el papel clave que podría desempeñar Arabia Saudí. "Puede matar dos pájaros de un tiro: primero sacar a EEUU del acuerdo, algo que ya ha pasado, con sus consiguientes efectos. Además, como las sanciones sobre Irán pueden suponer entre 800.000 y un millón de barriles de petróleo al día menos, y Arabia Saudí tiene una capacidad de producción no utilizada de dos millones de barriles al día, si no los saca al mercado, puede hacer aumentar más su precio", explica. Santiago Carbó, catedrático de Economía de CUNEF y director de Estudios Financieros de Funcas, también cree que hemos entrado en una coyuntura alcista del precio del crudo y derivados que puede durar algún tiempo. "No es que los precios vayan a mantenerse permanentemente en niveles tan elevados como los de hace años pero van a encontrar una oscilación en precios más elevados durante algún tiempo porque la estructura del mercado ha cambiado", señala.Sin embargo, José García Montalvo, catedrático de economía de la Universitat Pompeu Fabra, opina que "es difícil pensar que el encarecimiento del crudo sea un efecto que se mantenga en el tiempo, ya hemos vivido otras situaciones similares que se han desvanecido". Este economista explica que hay oferta de petróleo congelada en EEUU con el fracking porque no es rentable a estos precios o producción controlada en Arabia Saudí para que no se abaratase más, por ejemplo. "La existencia de esa oferta hace que no haya una amenaza de encarecimiento del petróleo y sea una subida puntual", defiende.También hay quien sostiene que el anuncio de Trump no es más que un farol para lograr un pacto más favorecedor para Estados Unidos. En cualquier caso en los últimos días ya se ha vivido una escalada.¿Cuál será el efecto sobre la economía española?Carbó considera que no se va a producir un cambio estructural grande, pero sí cierta presión al alza de la inflación. "En parte, esto era esperado pero ahora llega más rápido por los cambios geopolíticos. No creo que la incidencia en la economía española sea muy significativa porque los supuestos sobre los costes energéticos eran ya conservadores pero alguna incidencia tendrá claro está", asegura.A juicio de García Montalvo, "el impacto en la economía española será limitado a pesar de la dependencia energética porque en los vientos de cola que han hecho mejorar las previsiones en los últimos años pesa mucho más la política monetaria (unos dos tercios) que los precios del crudo (un tercio)". Además, "el bueno tono de las exportaciones españolas compensaría el posible efecto del petróleo", explica este experto. De esta forma, "si finalmente se mantuviera un nivel de precios alrededor de los 80 dólares el barril la desaceleración de la economía española prevista podría verse acentuada pero no sería relevante", añade. De momento, "no hay que preocuparse porque tendría que pasar algo extremo para que un efecto persistente", concluye García Montalvo. ¿Cómo sería el impacto de un Brent a 75 dólares?Según el escenario central del Programa de Estabilidad 2018-2021, que el Gobierno acaba de enviar a Bruselas, el precio del petróleo Brent presenta niveles medios de 55 euros/barril en 2018 y 52 euros/barril en 2019, 2020 y 2021(67,7 dólares/barril en 2018 y 63,9 dólares/barril en 2019-2021). Este supuesto implicaría un aumento del PIB del 2,7% en 2018; del 2,4%, en 2019; del 2,3%, en 2020 y del 2,3%, en 2012. El Ejecutivo presenta, además, otro escenario, con un precio por barril 6 euros más caro en 2018 y 14,7 euros en los tres años siguientes. Este supuesto implicaría, así, en dólares, un precio medio del barril de 75 dólares en 2018 y de 82 entre 2019 y 2021. Esto supondría el recorte de 0,7 puntos porcentuales del incremento del PIB este año; de 2,8 puntos en 2019, y de más de 3 puntos en 2020 y 2021. "El PIB real sería un 3,8% inferior respecto a su nivel del escenario base al final del periodo de proyección, debido al efecto de los mayores precios del petróleo. En 2021, el déficit y la deuda públicos serían superiores a los del escenario base en 2 y 6,6 puntos de PIB, respectivamente", asegura el informe.Además, tendría un impacto negativo sobre el aumento del empleo de 0,8 puntos porcentuales este año; de 2,4 puntos el ejercicio próximo; 3,1 puntos en 2020 y de 2,8 puntos en 2021.¿Y si el petróleo se instala en los 80 dólares? Un reciente análisis de Funcas apunta un escenario más pesimista y cómo éste afectaría a la economía española. Concretamente, aborda un contexto de riesgo con el petróleo a 80 dólares. Pero el encarecimiento del petróleo no es la única amenaza, esta hipótesis también incluye un menor crecimiento mundial y la prolongación de la inestabilidad en Cataluña. El estudio de Funcas, realizado por Raymond Torres y María Jesús Fernández, alerta de que si se materializa este escenario de riesgo con el petróleo a 80 dólares "la economía española sufriría un importante frenazo". La subida del petróleo provocaría un deterioro de las perspectivas de inflación y de la balanza externa este año y reduciría la tasa de crecimiento. Concretamente, el informe prevé que, de producirse el escenario de riesgo con el petróleo a 80 dólares el barril Brent, el crecimiento del PIB sería del 2% en 2018, 1,5% en 2019 y del 1,8% en 2020. Es decir, la desaceleración de la economía española sería algo más pronunciada que la que se recoge en el escenario central (con un pronóstico del 2,8% para 2018, 2,4% para 2019 y 2,2% para 2020). De cualquier forma, Funcas asegura que España está mucho mejor preparada para soportar shocks externos hasta 2020 y, en ningún caso, volvería a caer en recesión. ¿Otros peligros para España?Los expertos apuntan a otros peligros para la recuperación, más allá de la subida del precio del crudo. "Junto al proteccionismo, en España tendremos que mirar con lupa lo que suceda en países como Argentina, Venezuela o Brasil, por los intereses de nuestras empresas", asegura Carbó. Hay que tener en cuenta que los últimos años la economía española se ha visto beneficiada de los llamados 'vientos de cola' internacionales como los tipos bajos... Será el momento de ver si España ha hecho los deberes en los últimos años para que los pilares de la recuperación sean sólidos y aguanten los posibles shocks externos. En este caso, conviene recordar otro proverbio persa: "La suerte avanza a pasos de tórtola y huye a pasos de gacela".

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad