lunes, 09 de diciembre de 2019

Noticias

Buscar

Restaurar

24 de junio de 2015

Expansion.com

El Banco de España eleva la previsión de crecimiento del PIB al 3,1% en 2015

El Banco de España se ha convertido en uno de los organismos más optimistas sobre el crecimiento económico. El gobernador, Luis María Linde prevé que la economía española crecerá a una tasa del 3,1% de media en 2015.

El gobernador de la institución, Luis María Linde, ha asegurado durante su comparecencia en el Congreso de los Diputados que el Producto Interior Bruto crecerá un 3,1% de media durante este año, según las previsiones del supervisor financiero que se publicarán mañana jueves. Es la misma estimación que maneja el Fondo Monetario Internacional y se sitúa dos décimas por encima de las cifras que maneja el Ministerio de Economía y Competitividad.

Linde estima que el PIB "podría experimentar una ligera aceleración adicional en el segundo trimestre, hasta el 1% intertrimestral. El gobernador confirmó las cifras que explicó el ministro de Economía, Luis de Guindos, esta mañana en el Congreso, donde aseguró que la economía creció en el primer semestre del año a un ritmo anualizado del 4%.

Para 2016, el Banco de España señala que "las proyecciones estiman un crecimiento medio del 2,7%, lógicamente, con la mayor incertidumbre inherente a la mayor distancia temporal".

Según Linde "las previsiones para lo que queda de año y para el próximo ejercicio apuntan al mantenimiento de un elevado dinamismo, claramente superior al de la mayoría de nuestros socios del área del euro". El gobernador dijo que la recuperación se apoyará en "un peso creciente de la demanda nacional", que ha sustituido a la demanda exterior como principal fuente de aportación neta al crecimiento. A esto se suma que las exportaciones podrían seguir creciendo, especialmente a los países de la zona euro. A su juicio, "las favorables perspectivas de crecimiento se asientan, sobre todo, en el restablecimiento de los equilibrios macroeconómicos".

Por primera vez, el Banco de España se ha mostrado optimista sobre la evolución en el futuro sobre las previsiones de deuda. Aunque admite que "las limitaciones que plantea un nivel de deuda pública tan elevado", explica que "la mejora en el crecimiento" podría ayudar a que el endeudamiento de las administraciones comience a reducirse antes de lo previsto.

En el informe también se muestra abierto a que el Gobierno, como se ha planteado en los últimos días, presente unas Cuentas Públicas más optimistas sobre la evolución del gasto. De hecho, dijo que "resulta ineludible perseverar en la consolidación fiscal sobre la base de una composición de gastos e ingresos favorecedora del crecimiento, asegurando el cumplimiento de la Ley de Estabilidad Presupuestaria".

Entre las recetas que sigue manteniendo, y que ya se incluían en el informe anual de la institución que se presentó recientemente, Linde volvió a insistir en la necesidad de mantener la moderación salarial, "evitando en lo posible el retorno a prácticas ya superadas de indexación salarial". Es decir, que alerta de que no es positivo para el país que vuelva a ligarse los sueldos al IPC. Asimismo, asegura que "es preciso mantener y profundizar las reformas que impulsen la inversión".

Las barreras que, según Linde, impiden que España salga definitivamente de la crisis son las siguientes: "Regulaciones inadecuadas, un tamaño medio empresarial reducido, una movilidad geográfica y sectorial del empleo limitada, un cierto desajuste educativo entre oferta y demanda de trabajo y una capacidad de innovación insuficiente".

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad