miércoles, 14 de abril de 2021

Noticias

Buscar

Restaurar

26 de mayo de 2015

Europa Press

Moody's cree que España crecerá un 2,7% en 2015 y un 2,2% en 2016, a pesar de la incertidumbre política

El elevado nivel de deuda representa un obstáculo para el rating de España

La economía española seguirá recuperándose en los próximos años gracias a la demanda doméstica, según la agencia Moody's, que prevé un crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) del 2,7% este año y del 2,2% en 2016, aunque advierte de que el entorno político "introduce algunos elementos de incertidumbre".

Sin embargo, Moody's advierte de que el elevado nivel de deuda pública sigue siendo un obstáculo para el rating de España, situado en 'Baa2' con perspectiva positiva, a pesar de la mejora económica, fiscal y financiera registrada.

"El consumo privado y la inversión probablemente serán las principales fuerzas motrices de la economía, beneficiándose de la mejora de la confianza, las mejores condiciones de financiación y en el mercado laboral", apunta la calificadora de riesgos.

Moody's confía en que el crecimiento de las exportaciones de bienes y servicios se acelerará en los próximos años, aunque considera que el fortalecimiento de la economía española provocará un incremento mayor de las importaciones.

A medida que el crecimiento de la economía cobra fuerza, la agencia espera que se produzca un aumento de la recaudación pública, lo que permitirá reducir el déficit presupuestario al 4,5% del PIB este año y al 3,5% el siguiente.

Sin embargo, la agencia prevé que la ratio de deuda pública en España alcanzará su máximo en 2016 por encima del 100% del PIB para estabilizarse a partir de entonces siempre y cuando se mantengan la recuperación económica y la consolidación fiscal.

INCERTIDUMBRE POR EL ENTORNO POLÍTICO

Asimismo, Moody's señala que "el fluido entorno político en España introduce algunos elementos de incertidumbre" en cuanto a la dirección de las políticas en los próximos años.

En este sentido, aunque la agencia no prevé cambios inminentes en las políticas económicas, asume que podría resultar más complicado aprobar determinadas medidas en la siguiente legislatura.

De este modo, la calificadora de riesgos advierte del peligro de que se produzca en España una ralentización en el impulso reformador observado en la presente legislatura.

"Las reformas estructurales han ayudado a España a fortalecer sus instituciones, el sistema bancario y el mercado laboral", asegura la agencia.

Moody's tiene previsto realizar su segunda evaluación del rating de España en 2015 el próximo 19 de junio, por lo que será la primera de las tres grandes agencias en evaluar la deuda española tras las recientes elecciones municipales y regionales.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad