sábado, 06 de marzo de 2021

Noticias

Buscar

Restaurar

21 de diciembre de 2010

Cinco Días

El déficit del Estado cayó hasta noviembre el 45,8%, hasta el 3,68% del PIB

El Estado registró un déficit de 38.765 millones de euros entre enero y noviembre, el 3,68% del PIB, frente al saldo negativo de 71.525 millones registrado en el mismo periodo de 2009, lo que supone una reducción del 45,8%

Este resultado fue consecuencia de unos pagos que se situaron en 162.125 millones de euros, un 4% menos que hace un año, y de unos ingresos de 123.360 millones, un 26,8% más.

En términos de caja, una metodología contable que anota los ingresos y pagos que efectivamente se han realizado, el déficit del Estado ascendió a 43.047 millones de euros en los once primeros meses del año, frente al saldo negativo de 68.509 millones registrado en el mismo periodo del año anterior.

Ocaña ha asegurado que los datos permiten decir que el Estado, a falta de un mes para cerrar el ejercicio presupuestario, cumplirá con la previsión incluida en el programa de estabilidad, ya que el déficit actual se sitúa casi tres puntos por debajo de lo establecido para el conjunto del año (6,7%).

"El déficit evoluciona según lo previsto", ha señalado Ocaña, tras destacar el "enorme esfuerzo" llevado a cabo por todas las administraciones para cumplir una senda de consolidación "larga". "Queda mucho camino por delante, pero los datos confirman que tomando las medidas adecuadas el déficit se reduce", ha indicado.

En este sentido, ha confiado en que los datos sirvan para generar confianza en el cumplimiento de la senda de consolidación en los próximos años, al tiempo que ha destacado la necesidad de seguir en la línea de reformas de este año "lejos de relajarse".

De cara al mes de diciembre, Ocaña ha adelantado que el gasto será mayor, aunque ha insistido en la capacidad de la Administración central para cumplir con las expectativas de cierre del año y de hacerlo "con holgura", gracias a unos ingresos que evolucionarán mejor de lo previsto y permitirán compensar cualquier desviación que se pueda producir en las otras administraciones.

Hasta noviembre, los ingresos no financieros totales ascendieron a 162.947 millones, lo que supone un incremento del 8,1% respecto al mismo periodo de 2009. Los ingresos impositivos, que suponen el 92% del total, crecieron por noveno mes consecutivo al aumentar un 11,1% gracias a las medidas adoptadas en materia fiscal.

5.650 millones más por impuestos

Sin embargo, el positivo impacto de las medidas ha sido atenuado por otras que han operado en sentido contrario, como las menores retenciones del trabajo por la rebaja de los salarios públicos o el efecto de reducción del tipo impositivo por mantenimiento o creación de empleo sobre las cuotas de IRPF y Sociedades. El efecto neto sobre la recaudación impositiva de las medidas normativas se ha elevado a 5.650 millones hasta noviembre.

Los ingresos por impuestos directos y cotizaciones sociales se situaron en noviembre en 82.612 millones, lo que supone una disminución del 0,4%. Los impuestos indirectos, por su parte, crecieron un 29,2% gracias a la evolución del IVA. El resto de los ingresos no financieros del Estado aportaron 12.418 millones.

Por figuras impositivas, el IRPF acumula una recaudación de 62.610 millones de euros, lo que supone un aumento del 4,7%. El Impuesto de Sociedades, por su parte, ingresó 16.489 millones en los once primeros meses, un 17,3% menos. En este sentido, Ocaña ha explicado que este ingreso evoluciona mal por la situación económica.

De hecho, esta cifra se explica en parte por el efecto de las medidas aprobadas en el impuesto, que han representado una pérdida neta de ingresos en lo que va de año de 527 millones. Ocaña ha asegurado que este impuesto necesita una reforma "importante" que habrá que hacer seguramente en la próxima Legislatura y que tiene que ser "estructural" para subsanar algunos tratamientos desiguales.

El IVA, por su parte, generó unos ingresos de cerca de 15.000 millones más que el año pasado, al cerrar noviembre con una recaudación acumulada de 46.947 millones, un 45,4% más y muy por encima del 35,9% previsto en el avance de liquidación para este año.

En concreto, el impacto de la subida de los tipos de IVA ha permitido mejorar la recaudación de este impuesto, elevándola un 45,4%, hasta 46.947 millones. Según Ocaña, la subida de IVA que entró en vigor en julio ha aportado 1.705 millones y, por lo tanto, no ha hundido el consumo ni la recaudación.

Los impuestos especiales suben un 2,5%

Los Impuestos Especiales mejoraron sus ingresos en un 2,5% y aportaron 18.195 millones en los once primeros meses. Destacan los ingresos en el Impuesto sobre el Tabaco, que crecieron un 3,3% y el Impuesto sobre Hidrocarburos, que se ha incrementado un 1%.

Los pagos no financieros sumaron 162.257 millones, lo que supone una caída interanual del 0,8% respecto a los 163.601 millones que se habían pagado hasta noviembre de 2009.

El efecto de las medidas de restricción del gasto se percibe en todos los capítulos, a excepción de gastos financieros, que aumenta debido al mayor volumen de deuda en circulación. Los gastos corrientes cayeron un 11,6%, las transferencias corrientes bajaron un 0,3%, las transferencias de capital un 10% y las inversiones reales bajaron un 17,4%.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad