sábado, 08 de mayo de 2021

Noticias

Buscar

Restaurar

07 de septiembre de 2010

Cinco Días

Las empresas prevén menores alzas salariales para 2011

La crisis favorece la moderación en 3.000 compañías

El aumento de los salarios de los trabajadores seguirá moderándose el próximo año, según la consultora internacional de recursos humanos Towers Watson. El incremento previsto para 2011 es del 2,1%, cuatro puntos porcentuales menos que el estimado para este año. Los datos macroeconómicos que escupen sin cesar las oficinas estadísticas tienen traducción directa en el idioma de la calle, especialmente en aquellos países en los que se espera una recuperación renqueante. Así, España e Irlanda registran los aumentos salariales medios más bajos de Europa en 2010, con el 1,8% y el 1,5%, respectivamente.

El resultado español equivale a menos de la mitad que en 2008. Y se amplia así la brecha con el resto de economías centroeuropeas de crecimientos económicos más potentes como Alemania, Austria y Holanda.

Una peor evolución que los empresarios españoles reflejan en mayor pesimismo en comparación con sus homólogos del centro y el norte de Europa, en opinión de los expertos. El estudio se basa en los datos aportados por más de 3.000 compañías de 17 países europeos, de las que alrededor de 400 empresas son españolas.

Por otra parte, ese incremento real de los salarios del 1,8% en 2010 partía además de una previsión del 2,5%. Lo que a juicio de la consultora supone "una pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores debido a un IPC que en julio fue del 1,9%".

En lo que se refiere a otro tipo de remuneraciones como son los bonos por productividad, la consultoría concluye que durante este año no se han producido grandes cambios. La proporción de empresas que ofrece este tipo de compensaciones a sus empleados mantuvo los mismos niveles que en años anteriores. Aunque sí hubo un ligero incremento en los bonos concedidos a los altos directivos, un colectivo que "suele ser premiado con incentivos variables a largo plazo", según Eva Patier, directora de estudios retribuidos de la consultora Towers Watson.

Ley de la jungla

La crisis ha instaurado la ley del más fuerte: los profesionales más brillantes y con mayor formación son los que tienen más posibilidades de prosperar en tiempos de incertidumbre, mientras que los menos cualificados son los más expuestos a un posible despido o reducción salarial.

Así, los trabajadores manuales son los menos favorecidos por las subidas de este año con un aumento del 1,6%, mientras que los profesionales y los directivos intermedios tienen los mayores incrementos con una subida del 1,9%.

"Las empresas se centran en aquellas personas con alto potencial para evitar la posible fuga de cerebros al salir de la crisis". La consultora cree que las empresas desean mantener sus ventajas competitivas y para ello "discriminan según los diferentes colectivos: las compañías apuestan por el alto desarrollo".

Pagar en especie

La retribución en especie para los altos directivos no experimentó grandes diferencias entre 2008 y 2010. Un dato significativo: el coche de empresa y el teléfono móvil son los elementos estrella que las compañías pagan a sus ejecutivos.

Volver Subir

Otros proyectos de CEPREDE

Diseño Web: Banner Publicidad